Parece que este buen hombre ha encontrado una mejor manera de desafiar la lógica de Arquímedes…

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.