Claro…son los espíritus los que te obligan a que cada sabadete te tomes unas birritas con los colegas…y tú no puedes hacer nada para luchar contra eso…sólo obedecer…