Parece que la Benemérita también se salta la ley de vez en cuando…