somos lo que comemos

Por si os cabía alguna duda de que somos lo que comemos, he aquí la prueba irrefutable…