A nadie le gusta heredar ropa de sus hermanos mayores, sobre todo cuando se ve claramente que no es de tu talla…menuda la cara que se le ha quedado a este pobre chihuahua…

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.